Lo poco que se sabe acerca de Juan Oliveros, el pistolero del BCV

El hombre que ingresó armado al Banco Central de Venezuela (BCV) este lunes, pidió hablar con el presidente de la institución Nelson Merentes, poco antes de enfrentar al personal de seguridad, herir a dos de ellos y luego caer muerto en el piso cuatro del edificio del centro de Caracas.

Nelson Merentes estaba en el lugar cuando ocurrió el tiroteo, donde los trabajadores Osman Sequera y José Quintero fueron alcanzados por las balas, uno resultó herido en la pierna y otro en el brazo.

En declaraciones a la prensa el titular de la cartera financiera señaló que el antisocial gritaba para solicitar su presencia. “El sujeto entró disparando”, resaltó.

“Se cumple el proceso de investigación, no sabemos de ningún motivo”, aseguró al desconocer el móvil. En el sitio quedó el arma de fuego utilizada por ladrón que falleció en el lugar. Además fue localizado un presunto artefacto explosivo. El BCV es la única institución bancaria que tiene permitida que los hombres encargados de la custodia estén armados para repeler cualquier acción delictiva.

Screen-Shot-2016-06-21-at-11.34.57-PM
 

Juan Oliveros, TSU Administración y estudiante de Derecho 1er semestre en la USM

 

¿Acto irracional?

Muchas hipótesis comenzaron a llenar las redes sociales, algunos hablaban de un robo desesperado, otros hablaban de un secuestro para llamar la atención, hablaron de que era un padre de alguna joven molesto con Merentes, al final los motivos solo los supo el atacante y se los llevó a la tumba… o así se pensó

Se hizo viral un video desde el teléfono celular del atacante, en ese video exponía las razones de su ataque y se desligaba del “chavismo y de la oposición”.

“Desde Cartanal, estoy haciendo todo esto porque sé que cuando llegue allá al banco van a levantar muchas calumnias diciendo que soy drogadicto, que soy un enfermo terminal, eso es mentira. No soy de Afghanistan, no soy de Siria, no soy terrorista, esto lo hago por el pueblo, por el hambre que pasamos aquí, no soy de la oposición, ni trabajo con Capriles, ni maduro, ni con nadie, simplemente el pueblo que tiene hambre y hay que darle comida”, expresó Juan Oliveros Garcia.

¿Quién era Juan Oliveros?

No se sabe mucho de el, lo único que se maneja es que era TSU en administración y tenía 27 años de edad, había comenzado a estudiar primer semestre de derecho en la Universidad Santa Maria. Una persona que lo conocía mencionó que “Oliveros era profesional, inteligente, tenía una empresa y le encantaba ayudar a las personas (…) el gastaba dinero de su bolsillo para ayudar a personas con hambre en Santa Teresa, estado Miranda, gastaba dinero de su bolsillo para ayudarlos, ese acto fue de indignación y frustración ante la miseria que vivimos con tantos corruptos, era un venezolano de corazón”, expreso una conocida de Oliveros que prefirió mantenerse en el anonimato.

Oliveros vivía alquilado en una casa en Cartanal, Santa Teresa, estado Miranda. Días antes de ir al BCV, Oliveros había vendido todo lo que tenía en su vivienda alquilada, cuando le preguntaban solo respondía “lo hago para exigirme más y obligarme a comprar cosas mejores”, en su habitación dejó escrito en las paredes símbolos, tablas periódicas y pensamientos.

Acostumbraba a decirle a sus empleados que iba a ser presidente, les hablaba de como ser perseverante y que siempre había que estudiar.

El joven tenía una hija de 9 años que vive con su madre, era conocido por ser generoso y buena persona, las últimas conversaciones que sostuvo con allegados mostraban a un Oliveros distante y en tono de despedida, sabía lo que iba a hacer.

 

¿Intento de Homicidio premeditado en grado de frustración o mensaje a Venezuela?

Oliveros al ingresar al BCV exigía la presencia de Merentes, de manera extraoficial, personas que trabajan en el lugar aseguran que entró exigiendo que dijeran las cifras, que el BCV era el culpable de lo que sucede en Venezuela”, minutos después murió.

¿Su móvil era confrontar a Merentes?, ¿Pensó en amenazarlo para hacer una rueda de prensa a la fuerza?, ¿Cuál era el objetivo?… nadie lo sabe. Expertos creen que buscaba enviar un mensaje sobre quien es corrupto, quien es el responsable de lo que sucede en el país, desenmascarar a un funcionario público y demostrar que son vulnerables.

Autoridades del SEBIN continúan investigando el caso y tratando de obtener más información del origen del vídeo. El cadáver de Oliveros fue reclamado en la Sede Nacional de Medicatura y Ciencias Forenses (morgue de Bello Monte) el día miércoles, no ha sido entregado, se encuentra en la cava de refrigeración especial. Sus familiares, conocidos y personas que tuvieron contacto con el días antes del hecho, se encuentran retenidas en el Helicoide mientras realizan las investigaciones del caso.

Este caso es interesante estudiarlo y evaluar los escenarios posibles para llegar a una conclusión de que buscaba realmente Oliveros. Lo que está claro, es que primera vez en la historia de Venezuela que sucede algo como esto, mensaje, mártir o delincuente, la gente sacará sus conclusiones.

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s